VISITAS

martes, 17 de enero de 2017

NACIMIENTO RIO CASTRIL-BARRANCO DE LA OSA

NACIMIENTO RIO CASTRIL-BARRANCO DE LA OSA

Miercoles, 4 de Enero de 2017



Introducción;

  La Sierra de Castril;


Es un parque natural incluido en su totalidad en el municipio de Castril (al norte de la provincia de Granada).


Está recorrido de norte a sur por el río del mismo nombre el río Castril- y su principal característica es su espectacular relieve., fruto de la naturaleza caliza del suelo, las precipitaciones en las cumbres y la acción de las aguas.


La Sierra de Castril se encuentra en la Cordillera Prebética lindando con el Parque Natural de la Sierra de Cazorla, Segura y Las Villas al oeste y norte y con la Sierra de la Sagra al Este.


Posee picos por encima de los 2000 metros de altitud, tales como El Tornajuelo, Las Empanadas o el Cerro del Buitre.



Nacimiento Río Castril;

La Sierra de Castril constituye un impresionante sistema de rocas calizas. Podemos observar en el paisaje que no hay exceso de agua en la superficie del terreno. Esto se debe a que la sierra se comporta como una gran esponja. Cuando llueve, toda el agua que cae se filtra a través de fisuras, grietas y cavernas que abundan en el subsuelo y circula a través de ellas hasta quedar atrapada en zona impermeables. Es entonces cuando tiene a salir al exterior por alguno de los manantiales que se localizan en la base del macizo.


A partir de este punto, el río emprende su camino surcando el Parque de Norte a Sur. Queda encajado en el valle donde vuelcan los numerosos barrancos en sus arroyos. Entre los más caudalosos hay que destacar el arroyo del Buitre, la Magdalena, Hoyos de Moreno y sobre todo el de Túnez.


Este río es el más caudaloso entre los del Noreste de la provincia de Granada con una aportación media anual de 117,74 hectómetros. sus aguas desembocan en el Guadiana Menor, río que pertenece a la cuenca hidrográfica del Guadalquivir.



La Cabecera del Valle del río Castril.

El valle del río Castril se cierra formando una estructura de morfología circular, que recuerda un poco a la de los circos glaciales de alta montaña, aunque en este caso su origen no tiene absolutamente nada que ver con ese tipo de modelo.


Los farallones que cierra el valle corresponden en realidad a la vertiente o cara sur de un gran macizo montañoso, que se eleva considerablemente a partir del punto donde vemos cerrarse el valle.


Dicho macizo está constituido esencialmente por calizas y dolomías, rocas solubles ante la acción lenta y continuada del agua, en forma de lluvia o nieve, durante miles o cientos de miles de años. El resultado es un relieve que se denomina "kárstico", caracterizado por generar una gran profusión de formas de disolución superficiales (lapiales,dolinas, uvalas,poljes) y subterráneas (simas, cuevas y galerias). 


El macizo kárstico se comporta como un acuífero, es decir, como una gran esponja capaz de recoger el agua de las precipitaciones de la parte superior (área de recarga) y transmitirla hacia su interior, almacenándola en la red de conductos kársticos, a modo de un gran embalse subterráneo.


A pie de los farallones se sitúan los manantiales que dan origen al río Castril y éste, a su vez, al valle, por erosión fluvial. Los manantiales se sitúan, por tanto, al pie del relieve kárstico y constituyen una de las principales descargas de agua. Actúan como aliviadero o rebosadero del gran embalse de agua subterráneo. Por esta razón el caudal de los manantiales aumenta considerablemente después de un gran episodio lluvioso, y disminuye, hasta secarse en ocasiones, tras periodos prolongados de sequía.


Los manantiales del Nacimiento del Rio Castril.

Los manantiales que dan origen al nacimiento del rio Castril constituyen una de las descargas naturales de agua del macizo kástico prébetico conformado por las sierra de Cabrilla, Empanadas, Banderillas y Almorchón. Estos relieves están formados por rocas carbonatadas calizas y dolomías.



 Estas rocas tienen la propiedad de disolverse, tanto en superficie como en profundidad, por la acción del agua, generando unos paisajes muy característicos que se denominan karst o paisaje kárstico. El karst funciona como una gran esponja, recoge y almacena el agua de lluvia, evacúandola más tarde al exterior a través de surgencias denominadas manantiales kárticos. el agua circula desde la superficie hasta las surgencias a través de las fisuras y conductos kársticos, este proceso se ve favorecido por el intenso grado de fracturación de la roca.



El Bosque de Almez.

Cada rincón de este Parque esta plagado de historia y justo a los pies del Barranco de Túnez está más viva que nunca. El Bosque de Almez, y cuyo protagonista es el Almez (Celtis australis) es el único en el Parque dominado por esta especie.
Todos los indicios apuntan a que esta fue una plantación musulmana destinada a la producción de madera, como atestiguan los vestigios de un antiguo asentamiento cercano y los restos de una antigua acequia que tomaba el agua del río y la transportaba hasta el pequeño bosque. 


La madera de esta especie pariente de los olmos era muy apreciada para la fabricación de herramientas como mangos, rastrillos, horcas, etc., por su buena relación peso-resistencia. Posee además propiedades medicinales, los frutos son comestibles (ideal para mermeladas) y las raíces poseen una sustancia que servia para teñir de amarillo la seda.


Mezclados con el almez se encuentran otras especies como encinas, fresnos, álamos y hiedras, que también se benefician de la alta humedad de este enclave, donde se concentra la mayor cantidad de agua del Parque procedentes de la Sierra de la Empanada y de Castril.


Un singular habitante de La Sierra de Castril

En la zona de umbría del Barranco de la Osa vive una de las joyas botánicas del Parque Natural Sierra de Castril, el denominado "tejo milenario" , uno de los pocos que quedan en este espacio protegido. 


A pesar de las duras condiciones que soporta; suelo pedregoso y quebrado, gran presión ganadera, etc., este tejo ha conseguido crecer a lo largo de los siglos: su tronco que roza los 6 metros de perímetro y su amplia y densa copa llega a los 10 metros de altura.


Su valor ecológico es enorme, pues sus densas ramas cobijan a algunos animales de las bajas temperaturas invernales; además, retienen el agua de la lluvia y la nieve, manteniendo la humedad de la zona.


Antiguamente su madera fue muy usada en ebanistería para la fabricación de arcos y ballestas y para los dentales de los arados por ser muy resistente y elástica. Hoy en día su uso más interesante está en la medicina, pues de ella se extrae el "taxol", una sustancia que se usa en las terapias contra el cáncer.



No se debe tocar la planta pues, a excepción de la parte carnosa de los frutos, el resto de la planta es tóxica.

Nota. Por su singularidad, edad, tamaño y rareza, este tejo se encuentra incluido en el Inventario de Arboles y Arboledas singulares de Andalucía.

El Barranco de La Osa

El Barranco de La Osca, coge el nombre de la famosa Cueva de la Osa, que ha sido utilizada desde el hombre primitivo hasta nuestros días por pastores y leñadores.


 Recorrer este abrupto paraje, lo podemos hacer  mediante un sendero señalizado.
Desde el cortijo de la Central Hidroeléctrica, caminamos suavemente en paralelo al canal de carga de la central. a la izquierda quedan los abancalados de las huertas cultivadas. Se practicaba una agricultura artesanal de subsistencia.



 Caminamos por el valle del río Castril, flanqueados por los altos farallones de la sierras circundantes.
Llegaremos al Nacimiento del Rio Castril, continuaremos ascendiento suavente hasta el barranco de la Osa, hay un tramo complicado protegido por cables de acero. Llegaremos a la cueva de la Osa, continuaremos el ascenso y nos encontraremos con el tejo milenario, que sin duda se ha salvado de la depredación humana debido a la dificultad de acceso al lugar.


Cruzaremos suaves lomas hasta el cortijo de la Puerca, situado sobre un rodal de tierra de labor, convertida ahora en pradera.


Deberemos estar atentos a la salida, situada al sur y señalizada por balizas. Bajaremos en zigzag por un precioso sendero, construido artesanalmente entre los derrubios de la ladera para acceder al cortijo de la Puerca, El descenso nos acerca al inicio, tras curzar mediante pasarela el rio Castril



Para realizar este corto pero intenso recorrido os recomiendo la completa publicación que Alex ha realizado en CASIAVENTURILLA SENDERISMO.







No hay comentarios:

Publicar un comentario